top of page

Abraza el Proceso del Cambio a tu Favor



Todos pasamos por muchos cambios en nuestras vidas, algunos intencionalmente y otros no. Si bien muchos cambios están fuera de nuestro control (como cuando un miembro de la familia fallece o se pierde un trabajo), hay algunos que podemos planificar. Si estás planeando un cambio en tu vida, ya sea deshacerse de un mal hábito, perseguir un sueño o una meta, o hacer un cambio de estilo de vida, es útil saber cómo ocurre el proceso de cambio para que puedas reconocer dónde te encuentras en el proceso y aprender a avanzar mejor.



¿Cuándo comienza el cambio?


I am a psychotherapist who truly enjoys what I do. My journey didn’t start when I went back to school to take classes in junior college, nor when I started to look into going back to school, and not even when I was talking to my best friend or husband about what I wanted to do. It started long before then.

More than fifteen years ago I was a stay-at-home mother raising my two young children. I wanted to be a mother so much that I prioritized raising my children and put my career on pause. However, staying at home helped me think about what I really wanted to do for the rest of my life. I had to go through the process of change to get there.


Etapas del Cambio




Según el estudio de comportamientos en psicología, el cambio es un proceso de seis pasos:



Pre-contemplación

En esta primera etapa no hay intención de cambiar un comportamiento. Esencialmente estás negando que hay un problema o que algo necesita ser cambiado. Hacer un cambio es probablemente demasiado abrumador para pensar en este punto.



Contemplación

Esto es cuando eres consciente de que existe un problema, pero aún no hay ningún compromiso de tomar acción. Esta etapa puede durar mucho tiempo mientras se consideran los costos y beneficios de hacer el cambio. Puede ser aterrador considerar los costos y lo que se tendrá que renunciar para hacer el cambio.

Preparación

En esta etapa, se tiene la intención de finalmente tomar medidas para abordar el problema. La persona ha decidido que los beneficios superan los riesgos y que es hora de comenzar el proceso. Esto se puede ver como identificar pasos concretos para lograr tu objetivo o planificar los cambios incrementales que vas a hacer antes del gran cambio. Es tan simple como correr una milla si tu objetivo final es correr un maratón.


Acción

Una vez que te hayas preparado para el cambio, es hora de hacerlo. Este paso es exactamente como suena: tomar acción. Has hecho tu lista y planeado tu curso, así que ahora realmente tienes que hacer los pasos necesarios. A medida que te embarcas en este paso, asegúrate de buscar mucho apoyo y personas a las que des cuenta de tu progreso porque no podrás hacerlo solo (a).

Mantenimiento

Este quinto paso del mantenimiento simplemente significa que el cambio es sostenido. A medida que continúes tomando medidas e implementando tu nuevo cambio o comportamiento, eventualmente reemplazarás al antiguo y se convertirá en una segunda naturaleza. Será tentador volver a caer en viejos patrones, pero si te mantienes constante, no tienes que caer en el sexto paso.


Recaída

No todo el mundo pasa por una recaída (o volver a caer en viejos patrones), pero es bastante común, y nada de qué avergonzarse. Si experimentas una recaída después de haber implementado tu cambio, simplemente vuelve a levantarte y sige intentándolo. El cambio es a menudo un proceso de dos pasos hacia adelante, un paso hacia atrás. La clave es no rendirse, ¡puedes hacer esto!

Auto Reflexión de mi Proceso

Mi proceso personal de cambio comenzó cuando estaba soñando con lo que quería hacer en mi carrera y me imaginaba aconsejando a otros (Pre-contemplación). Durante este tiempo en mi vida, fui voluntaria junto a mi esposo en una iglesia local. Escuchaba sobre los problemas de la gente y sentía que quería hacer más, pero no sabía qué ni cómo (contemplación). Todavía no tomé medidas.

Más tarde me di cuenta de otro problema. Estaba muy deseosa de volver a trabajar. A menudo pensaba: "No puedo esperar para volver a trabajar y avanzar en mi carrera" (contemplación). Pero todavía no tomé medidas.


Compartí mis sueños con mi mejor amiga, Mireya, y ella estuvo totalmente de acuerdo en que sería una gran consejera (preparación). Esto me dio un impulso a mi deseo, pero todavía no tomé medidas. Ella también me compartió de sus sueños cuando terminara su tratamiento oncológico.

Entonces Mireya falleció de cáncer. Eso me golpeó muy duro. Estaba muy triste porque también conocía sus sueños y ahora no iba a poder cumplirlos. Fue entonces cuando decidí hacer algo con mis sueños para honrar su memoria. Inmediatamente me inscribí en la universidad junior para aumentar mi dominio del inglés y cumplir con los requisitos de clases para transferirme al siguiente programa (acción). Empecé a decirles a mis otras amigas que iba a volver a la escuela y lo que quería hacer.

A menudo me sentí con temor e insegura. En el 2010 recibí el Premio de Honor del Decano de Mission College. Esto me ayudó a construir un poco más de confianza. Tenía muchas preguntas como, ¿A qué universidad transferir?, ¿Cuántas unidades más necesito? y ¿Qué especialidad necesito para convertirme en consejera? Me comuniqué con varias universidades, pero una conversación telefónica con un consejero de inscripción de la universidad de Phoenix tomó mi decisión por mí. Me dijo que podía usar la licenciatura en Administración de Empresas que había obtenido de la PUCMM, una universidad privada en la República Dominicana. Seguí sus recomendaciones, y en 2011, me inscribí en la Maestría en Consejería con especialización en el programa de Terapia Matrimonial, Familiar e Infantil.

Este no ha sido un viaje fácil. Había tantos requisitos para completar el programa y, finalmente, obtener mi licencia en California. Tomó siete años (mantenimiento). Sigo avanzando e implementando el llamado que Dios ha puesto en mi corazón. Mi objetivo siempre ha sido el mismo: "restaurar a las familias y ayudar a las generaciones futuras a tener vidas más saludables.”

Durante muchos años de trabajo proveyendo consejería a niños y a sus padres, identifiqué el gran impacto que la maternidad trae a las emociones de las mujeres y en consecuencia, a los matrimonios y al desarrollo emocional de los hijos. También recuerdo mis propias ansiedades cuando me convertí en mamá. Estas experiencias han guiado mi enfoque para especializarme en trabajar con mujeres ayudándolas con los cambios emocionales que trae la maternidad y así impactar la estabilidad familiar para que tengan un hogar más pacífico y seguro.

No recuerdo haber experimentado una recaída en mi viaje de cambio. Una vez que hice un compromiso, seguí adelante, con miedo y todo. Mi viaje ha sido de seguir adelante, conquistar mis miedos y continuar soñando con lo que quiero hacer. Por lo tanto, ¿Como comienza el cambio?

¡El cambio comienza con un sueño!

Bibliografia










Comments


bottom of page